miércoles, 15 de junio de 2011

Conversaciones con una chica extraña (2)

ADVERTENCIA: Se han dado casos de psicosis y locuras extremas. Gente que perdió la cabeza, y no sabía como se llamaba ni que hacía en ese lugar.
La paranoia extrema comporta ciertos riesgos, que uno a la larga debe asumir.


Parece como si el mundo se hubiera detenido. Porque para ellos dos sólo existe esa conversación, en la que se ven absorvidos por las palabras del uno y del otro.
 Esa intensidad abrumaría a cualquiera. Menos a ellos.

 - No tiene sentido. - dice la chica al cabo de unos minutos.

 - ¿Por qué?.

 - Si lo cogieras por este lado y estiraras del otro. ¿Qué crees que pasaría?

 - Algo horrible, sin duda.- responde el chico.

 - ¿Horrible?- pregunta incrédula- Más bien, hermoso, y de gran belleza.

 La mira, como diciendo "Tu estás mal".

 - Una belleza perturbadora.- la mira de soslayo- En serio, ¡es una ardilla muerta!

 Las chica, retrocede un paso, como para observar sus reacciones.

 - ¿No ves la sangre que gotea de su cuerpo? Como el río que fluye hacia su destino. El mar. Y ahí termina su curso, su vida. Su elixir. El decir adiós con una mirada para luego quedar vacío. Sin nada. Y ahí es dónde radica su belleza perturbadora. Porque todo sigue su curso.

 La chica tiene la mirada perdida, sumida en sus pensamientos más oscuros.
 El chico entonces se pregunta si no tiene una idea equivocada de ella. Si la chica es más profunda y frágil de lo que oculta su locura. Aunque eso, queda descartado al escuchar su siguiente comentario.

- Pero es tan admirable la caída de cada gota roja de sangre. Es tan encisador, que hace desear uno tomar cada una de ellas, succionar toda la sangre, y luego relamerse los labios.

 Una sonrisa retorcida asoma en la comisura de sus labios.

- ¡Ahhhh!- se estremece de pura emoción- ¡Tan sangrante!, ¡tan colorido!, ¡de esa tonalidad tan rojiza!.

 El chico, sinceramente, ya no sabe de que forma debe tomarse las cosas.
 Está realmente impactado.

Le mira con una mirada de deseo.


- Ahora mismo podría tomarte y llenar tu cuello de besos. De mordiscos.
 Tomar tu vida entre mis brazos, y unirte a mí a la vida eterna.
  Rie. Con unas carcajadas realmente horribles. Malvadas.

- ¡Dios! Que cara has puesto! Esto último lo decía en broma, hombre. Saque ese comentario del libro de Catherine Tornald. Ya sabes la famosa saga de vampiritos niños, la saga Ninbloody.
 Se rie, otra vez. Y algo de la tensión se libera.

- Me has dado un buen susto, en serio. - suspira. Ahora se siente un poco más aliviado.

- Aunque...- Se muerde el labio inferior, dudando- Nadie me impediría hacerlo.

              Todo, para él, empieza a adquirir un tono ensombrecido.

 - ¿Bailamos?- pregunta. Y sin esperar respuesta, lo coge de la mano, y apoya su cabeza en su hombro.

 Va canturreando, una pequeña cancioncilla de tono siniestro.

 - We are together now- empieza a canturrearle en el oído- In this darkness night, I feel your soul, your life, your smile.. Close to me. Close to me! Bloody. Bloody. Bloody. Bloody my dear. I want, I need! Your blood to life more near you. Nanananna Naranana Nanananana...

 Y el chico sin darse cuenta, va tarareando la canción.

-Nananana Naranana. Na na na naraaaa. Na na na naraaaa....

  El sueño hace mella en la chica. Que dormida, sueña con su amado y la eternidad.

.................................................................................................

"¿No ves la sangre que gotea de su cuerpo? Roja y suculenta. Eso es perturbador. La belleza que se encierra allí, cariño. Sin duda, diferimos en nuestras opiniones. " Comentario que iba a poner, pero suena más a un comentario mio.

" ¡¡Tan Gore!!"

A quedado de una forma que no me esperaba. Otro tipo de locura, al fin y al cabo. Más perversa. O.O

 ^^ Nos vemos!

martes, 14 de junio de 2011

Capítulo 3: Indago (2)

Me duele todo el cuerpo.

Siento un horrible peso que me oprime y limita todos mis movimientos. Intento moverme, pero duele. Es extenuante. Hasta ahora no había experimentado nada igual. Es extraño. Porque tengo la sensación de haber experimentado esto antes. Aunque esto es una idea absurda. Absolutamente.

Me pregunto cuánto tiempo ha pasado.

Intento mover mí cuerpo otra vez, con cuidado. Y milagrosamente, consigo cambiar mí posición a una de mejor comodidad. Ahora, puedo contemplar el cielo gris. Los árboles que se ciernen ante mis ojos y que son movidos por una suave brisa, produciendo el sonido de hojas al rozarse. Sonido que se funde con los otros, sonoros y matutinos, de este ambiente. Los sonidos de la vida que acaba de despertar. El sueño de mí vida.
Me parece tan irreal. Tan normal.

Suspiro. Y al hacerlo, noto un pequeño pinchazo en el pecho.

Realmente, no consigo entender por qué me pasa esto a mí. En tan solo unas pocas horas me han sucedido cosas muy extrañas. Me gustaría creer que todo lo que he vivido es un sueño, una pesadilla de esas que cuestan de despertar, y te dejan con un semblante alterado y un mal sabor de boca. Realmente, me gustaría. Pero, este dolor me lo impide, porque es real. Aunque también podría ser, que mí mente estuviera perdida en la locura, y que sólo mostrara pequeños periodos de lucidez, como este. Podría.
Pero...
Parece ser que la pesadilla es la realidad misma.

Ryan. El chico misterioso. Las cosas extrañas que me dijo. ¿Qué es todo esto? Cada vez me encuentro más confundida. Pero, sinceramente, ahora mismo no quiero dar más vueltas a la cuestión. Quiero salir de aquí e irme a casa.

Me pregunto por qué todo está en silencio.

Es extraño. No oigo nada aparte de mí respiración. Aunque hace solo unos instantes podía escuchar el canto de los pájaros, los animales moviéndose y el sonido de la suave brisa.


¿Por qué?

                                                    ...

El sonido de pasos apresurados resuenan en el pasillo. El ambiente parece cargado, y de alguna forma la sensación se intensifica mientras va acercándose a la puerta. Nada a salido bien. No tenía que suceder de esa manera.

Cuando abre la puerta y entra en la gran sala, sus temores se confirman.

¿Y la chica? La voz oscura y temible resuena en su mente. Puede notar que está manteniendo el autocontrol, pero seguramente se verá quebrado en cuanto le cuente lo sucedido.

¿Y la chica? Repite perdiendo la paciencia.

Él ha fallado en su misión, señor.

Un grito gutural y espeluznante le perfora la mente, y cae de rodillas al suelo, medio inconsciente.

Tráelo ante mí presencia. Apenas un susurro silbante que flota en la superficie de su mente a la espera de ser obedecida.

Asiente. Y se levanta del suelo, no sin antes hacer una reverencia.
Afuera, los pasos apresurados vuelven a oírse, está vez de una forma más lejana.

Todo empieza a complicarse.

lunes, 13 de junio de 2011

¿Por qué no se puede comentar?

 Creo que ha muchos bloggeros les ha pasado esto. Blogger no les deja comentar en otros blogs, y cuando lo intentan, a pesar de ya haber iniciado sesión en su blog y tal, les pide que inicien otra vez sesión, y luego su comentario no aparece con su nombre de usuario y url, sino con un triste "Anónimo". Y así, nunca pueden comentar.

 Creo que este problema está desde finales de mayo, cuando hubo un día en que blogger "no iba" por arreglos o algo así.

 Bueno pues buscando para solucionar este problema (Yo también era una afectada), enconre la "solución" por así decirlo.

 Bien, es bastante simple: En la página inicial de blogger, donde pones tu contraseña y nombre de usuario, aparece debajo "No cerrar sesión". Pues bien, no le deis ahí. Y entonces podréis comentar como hacías antes.
 Repito: No le deis a "No cerrar sesión".

 Ahí recae el problema.

 Esperemos que blogger lo solucione para que todo vuelva a ser normal. (Y no nos cause más problemas ¬¬).

 Espero haberos sido de ayuda ^^

jueves, 9 de junio de 2011

¿Visitar tu sitio web? No me hagas reír.

 Como muchas otras personas, como mucha gente apasionada por internet, de seguro, usted, mí querido lector, posee su propia página web. De seguro que  usted se sentía entusiasmado con la idea desde un buen principio. ¿Me equivoco? Claro, que no. Una pregunta estúpida, lo se. Pero de seguro que más tarde, se replanteará todas las decisiones que ha ido tomando, a causa de esta pregunta. Pero, mí querido lector, no empiece a buscar preguntas sin respuesta; déjeme explicarle todo, y entonces usted ya podrá cuestionarse todas sus dudas al respecto.

 Comencemos desde el principio.

 Como decía, a usted le entusiasmo la idea de crear su propia página web. Le encantó la idea. Porque estaba feliz de tener su propio mundo, y ejercer su poder en él. En él podía expresarse, compartir sus opiniones sobre temas diversos, compartir sus gustos y miedos, mostrar su día a día con palabras e imágenes, escribir sus relatos y cuentos; pero , ¡ay amigo, mío! No todo en este mundo son florecillas.
      Sin duda, como buen conocedor de este mundo, creía que lo conocía todo. Qué después de tanto tiempo, lo podía tener todo controlado. Qué para usted, ese blog o web, cómo quiera llamarlo, lo controlaba totalmente. Pero, las cosas no siempre van por el buen camino.

     Un día, navengando por su querida web, vio, que, gente que se había pasado por ahí, le había dejado un buen recuerdo en forma de comentario. E, iluso de usted, ahí empezó todo. Y cuando algo malo se empieza, luego desgraciadamente, no puede parase.
  El comentario, era, indudablemente, una gran parrafada de elogios, adulaciones y hasta alguna palabra, que incitaba a pensar que le estaban tirando los tejos. Pero, usted no hizo caso, y visito sus respectivas web como agredecimiento. Debería de haberse fijado bien en lo que hacía en ese momento. Porque esos comentarios de "Please, darling. Visit my web site :) ",  "Hello my dear friend...", digamos que alvergaban ciertas dudas sobre su honestidad.
  Pero para nada del mundo, usted, no podía hacer caso de su sentido común.
                         
 Al cabo del tiempo, a través de todas esas páginas que usted había visitado como "agradecimiento", llegó más gente a su página web, gente que, ohh mire usted por donde, le decían y adulaban de la misma manera que sus antecesores.
 
     Al final, su web estaba repleta de "My dear.." My darling" "Honey" y hasta de algun "My lover".
     Pero parece que el orgullo, le quitaba ese percioso sentido llamado vista, y le dejaba ciego a la realidad.

     Esa gente, era, independientemente de todos esos comentarios, una interesada que sólo buscaban el interés de su propio beneficio.

    Mí querido lector, el mundo de las páginas web es peligroso.
 Espero, que esta entrada de hoy le haga hecho reflexionar. Que se haya replanteado muchas cuestiones y actos en su vida diaria. Y que si ya había traspasado ese umbral, que gracias a esto, se haya dado cuenta del daño que  estaba haciéndose a sí mismo.
        Muchas gracias.

     Nos veremos en el próximo número de ¿Lector empedernido?. Nº 105.

 Recuerda que en el próximo número, la historia de Nys y Coben se pone cada vez más picante, pero un nuevo personaje entra en escena...

       
.....................................................................................................................................

 Dedicado a todas esas personillas  que se pasan por el cbox: Amy Lyn, Amy Lyn , Amy Lyn , Lydia, Rayna Fida, Fiona, y aa aa espera, otra vez Amy lyn. ¬¬

 Bueno, pues creo que este es el último, relato que publico durante un tiempo(a no ser que haga alguna entreda porgramada, pero ya veremos), porque la semana que viene y la otra estoy de examenes finales U.U Tengo que estudiar muuuuuuuchoooo. Sep. ^^
         Espero que este relato os haya gustado, y de seguro os sentiréis identificados.

    Antes de irme quisiera decir, que he abierto un nuevo blog junto con una amiga, Shikittah ^^.
 Espero que podaís pasaros, no tiene buen aspecto de momento, pero bueno ya lo arreglaremos.

 dirrección: http://www.buriedalivesoul.blogspot.com/

 Sin nada más que decir, me despido de vosotros con un dulce adios y una mirada de agredecimiento ^^

lunes, 6 de junio de 2011

Sinopsis Señor X

"Una chica y un diario. Una chica y su psicóloga. ¿Su relación entre ellos? Un sentimiento de profundo odio, expresada eficazmente bajo palabras de tenues matices sarcásticos e hirientes.

¿La chica? Una adolescente, al fin y al cabo.
¿La psicóloga? Una inexperta a la hora de tratar con los sentimientos ajenos.
¿El diario? Objeto de todas las palabras punzantes y con fin de lucro.

                El triángulo perfecto para una bonita historia de rencor y odio.

Pero bajo todo ese sentimiento, se esconde algo mucho más profundo, algo mucho más perturbador que irá aflorando poco a poco, sin que nadie se de cuenta. Sin que nadie pueda detenerlo...




Ahhh ¿qué quieres saberlo?
Te lo diré X.


Vi como fuiste consumido por las pequeñas llamas de la hoguera.
  Papel calcinado. Desechado. Inservible. ¡Gloria bendita!
Mi satisfacción fue la dicha.
Tus cenizas se las fue llevando el viento. Alejándolas de mí.
                    Para siempre.
       ¿Ves no, como te odio señor X?



Y al final, ese sentimiento escondido en la profundidad de alma, aparece ante los ojos del mundo. "